Connect with us

Kōmori

Un proyecto para creer, un proyecto para crecer

VCFFEM

Informes

Un proyecto para creer, un proyecto para crecer

Después de una temporada por debajo de los objetivos, el Valencia de Irene Ferreras busca volver a los puestos altos con una plantilla que conjuga experiencia y juventud

Apenas resta un día para que se inicie la Primera Iberdrola, una competición que este año se promete más potente que nunca. Desde que finalizara el curso pasado, el Valencia CF Femenino se puso a trabajar para que la 2018/19 quedara como un mal sueño, un año en el que, por fas o por nefas, las valencianistas no cumplieron con las expectativas y los objetivos que se le presumían al comienzo.

El equipo observó una línea irregular en sus resultados y navegó desde muy pronto por la competición sin aspiraciones clasificatorias. Las desgracias se acumularon y el equipo estuvo en cuadro durante toda la temporada por las lesiones. Pese a que en la segunda vuelta se llegó a enlazar ocho partidos sin perder, el técnico Óscar Suárez agotó su crédito con un sonrojante 6-0 en Zubieta que le costó el cargo. Carol Miranda le sustituyó en el banquillo, pero poco pudo hacer para levantar una situación delicadísima y hasta el final el Valencia sólo sumó derrotas.

Terminó la Liga en el octavo puesto de la tabla. Ganó ocho partidos, empató 11 y perdió otros tantos. Finalizó con 41 goles a favor y 53 en contra. Contabilizó 35 puntos. En la Copa de la Reina no pasó de la eliminatoria de octavos y cayó eliminado a las primeras de cambio por la Real Sociedad, a la postre el campeón.

La primera decisión que se toma este verano es la de escoger a la persona que dirigirá al equipo. La madrileña Irene Ferreras toma el relevo como entrenadora del Valencia CF Femenino de Carol Miranda, que pasa a asumir la dirección deportiva. Ferreras llega al banquillo después de preparar el al Rayo Vallecano, con el que acabó en el puesto doce.

El equipo técnico del Valencia CF Femenino 2019/20 con Irene Ferreras a la cabeza. VCFFEM

Arranca el equipo la temporada con siete caras nuevas. Se incorporan Berta Pujadas (RCD Espanyol), María Jiménez (Levante UD), Bea Beltrán (Real Sociedad), Viola Calligaris (Atlético de Madrid), Flor Bonsegundo, Asun Martínez (SPA Alicante) y Cara Curtin (Football Femminile Lugano). Causan baja Débora García, Jucinara Soares, Sara Medina, Lombi, Yanara Aedo y Marta Peiró, además de Andrea Esteban, retirada del fútbol en marzo a causa de las lesiones. Más allá de las llegadas y las salidas se mantiene el bloque titular del pasado ejercicio, habiendo renovado contrato las jugadoras que lo finalizaban en junio.

La plantilla, línea por línea

Sin cambios bajo los palos. Siguen Jennifer Vreugdenhil, María Pi y Enith Salón. La internacional holandesa se perfila como titular una temporada más. Desde que llegara en 2017 lo ha jugado casi todo. Pi y Salón, que se turnaron en la portería del filial, están listas y esperarán su oportunidad.

Por lo que respecta a la defensa, fue la línea que registró casi todas las bajas por lesión la temporada anterior. Huérfana de efectivos en muchos partidos, tuvo que ser parcheada constantemente. Se reponen todavía Mandy van den Berg y Marta Carro (que puede oficiar en el eje de la defensa o en el centro del campo). Paula Nicart recibió el alta el pasado 21 de agosto y está en la fase última de su recuperación. Cristina Cubedo, que se perdió el inicio de la temporada pasada, ingresó en el equipo titular exigida por la larga nómina de lesionadas y respondió bien de inmediato.

Como refuerzos para esta línea han llegado las jóvenes Berta Pujadas y María Jiménez. La catalana ha sido indiscutible en sus dos años en el Espanyol y apunta a la titularidad. Jiménez, futbolista muy prometedora, viene desde el vecino Levante donde ha jugado con el filial y busca sumar minutos en Primera. También habría que considerar para el puesto a la polivalente Viola Calligaris, que se desempeñó en el lateral el pasado curso con el Atlético como suplente de Kenti Robles pero también como central. De hecho en esta segunda posición jugó el pasado martes con su selección.

Berta Pujadas llega del Espanyol para reforzar la zaga valencianista. VCFFEM

El lateral derecho queda cubierto por la mexicana Mónica Flores y la joven María Ortiz, a la espera también de recuperar a Beristain para la causa. La de Getxo, lesionada de larga duración desde noviembre de 2018, ha jugado en ese puesto en sus dos etapas de valencianista, pese a que no es su posición natural. En el lateral izquierdo Bea Beltrán llega para cubrir el vacío que deja la marcha de Jucinara Soares. Futbolista con billete de ida y vuelta, de largo alcance en el campo, con vocación ofensiva pero con la exigencia propia del puesto de no descuidar las labores defensivas.

En la media la plantilla contará una temporada más (y van siete con esta) con la experiencia de Gio Carreras para el puesto de mediocentro defensivo, como también con el equilibrio del que dota al equipo la colombiana Gaitán, situada en el mediocampo como primera protección de la zaga y que este curso lucirá el primer brazalete. En la faceta ofensiva del centro del campo, como conductoras del equipo y para la creación y elaboración continúan Sandra Hernández y Carol Férez (también puede jugar en banda), futbolistas con capacidad para ver y repartir el juego, y siempre con aportación de goles y asistencias. Flor Bonsegundo, internacional por Argentina y que tomó parte en el pasado Mundial de Francia, supone para el equipo un salto cualitativo. Bonsegundo también puede oficiar en la banda izquierda.

En la categoría anotadora el gol seguirá siendo cosa de Mari Paz. La de Bamio volvió a ser una temporada más la máxima goleadora del equipo con 14 goles en Liga y uno en la Copa. La namibiana Zenatha Coleman aportó siete dianas y una cifra estimable de asistencias, y se espera un paso delante de la jugadora en esta segunda temporada. Por lo que respecta a las altas en el ataque se incorporan Cara Curtin y Asun Martínez. La norteamericana certificó sus condiciones de goleadora en Suiza, pero necesitará de un tiempo de adaptación, pues se incorporó tarde a los entrenos con el equipo. La joven Asun reforzará al filial que competirá este curso en la Reto Iberdrola, si bien entrará también en la dinámica del primer equipo.

Será importante comprobar la evolución y la progresión de los jóvenes valores de la plantilla. María Ortiz y Alejandra Serrano, que cumplen su segunda temporada en el primer equipo, así como también Claudia Jiménez y Paula Guerrero.

Paula Guerrero, en el derbi de la pasada temporada en Mestalla. VCFFEM

La delantera llegó desde el Levante para jugar con el filial y tuvo ya minutos en Primera, mientras que Guerrero reforzó en enero también al segundo equipo y acabó participando en los cuatro últimos partidos de la temporada en la Liga Iberdrola. Habrá que estar atentos a otras jugadoras como Laura Pascual, Paula Nieto, Julia Aguado, o Gema Soliveres.

Como se ve, el Valencia de Irene Ferreras para la 2019/20 conjuga experiencia y juventud en su plantilla. El objetivo: mejorar los resultados del curso anterior y devolver al equipo a la zona alta de la tabla.

Nacido en València en 1990. Periodista y comunicador. Editor de Kōmori.

Haz click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Informes

Arriba